IVCR+i restaura dos lienzos de la Iglesia de Andilla firmados por Juan Ribalta

Andilla

 

publirabinoleoback

publi100

El Institut Valencià de Conservació, Restauració i Investigació (IVCR+i) ha iniciado la restauración de dos grandes lienzos procedentes de las antiguas puertas del retablo mayor de la Iglesia Parroquial de la Asunción de Nuestra Señora de Andilla, gracias a una subvención que ha recibido la parroquia de la Diputación de València.

Los lienzos representan la presentación de la Virgen en el Templo y la visitación de María a su prima santa Isabel. Juan Ribalta, entre 1621 y 1626, los pintó gracias al encargo del obispo de Segorbe, Pedro Ginés de Casanova, para proteger la escultura del retablo que realizó el escultor murciano Francisco Ayala.

A pesar de que el lienzo de la Presentación posee una cartela con la firma de Ribalta, sabemos, por el libro de fábrica y los pagos que efectuó la parroquia, que en la ejecución de este también participaron otros artistas y colaboradores suyos como Abdón Castañeda o Vicente Castelló.

Estas obras ya se habían restaurado en varias ocasiones desde finales del siglo XIX, y las más recientes se realizaron en 1955 y en 1976, pero, aún así, requerían una intervención que eliminase los burdos repintes y los estucos que invadían la pintura original, ya que estas intervenciones afectaban negativamente al estado de conservación de los lienzos.

En el estado de las obras se ha detectado la pérdida de pintura original debido a un problema de humedades y de una mala conservación durante el tiempo en que estuvieron guardados durante la Guerra Civil. Esto se aprecia fácilmente por las dobleces que han repercutido en la pérdida de pintura.

En el lienzo de la Visitación, además, se modificó el formato original, y se añadió en la parte inferior un injerto de madera semicircular para suplir el hueco que, en origen, correspondía a la puerta de acceso al trasagrario.

La primera actuación en el lienzo de la Presentación de la Virgen ha sido la consolidación y la fijación de las numerosas zonas afectadas. Después de una limpieza del reverso, una consolidación y una fijación de toda la superficie pictórica, se ha podido colocar la obra en un bastidor de tensado para poder corregir las deformaciones en plano.

En este momento el IVCR+i está realizando la fase de limpieza en las dos obras, en la que se han descubierto tres tipos diferentes de estucos que corresponden a las distintas intervenciones que han tenido los cuadros, así como la gran cantidad de repintes que invaden la pintura original, que en el caso del lienzo de la Presentación de la Virgen llegan a ser muy abundantes.

Anuncios